Bienvenidos

Cada día del año se publica una nueva entrada en este espacio. ¡Gracias! por vuestra presencia!

martes, 17 de septiembre de 2013

Camino a Los Laureles

Salgo de casa y camino unos ocho minutos. El magnífico atardecer invernal me deja una escena imposible de obviar bajo el instinto fotográfico que me precede. Por unos instantes, observo la escena en sí y miro a través del visor posibles encuadres, al tiempo que veo acercarse una bicicleta, pero no reparo en el coche que viene en dirección contraria hasta que su incorporación me hace dudar de apretar el disparador. No suelo hacer fotografías donde los coches adoptan un papel predominante o ejercen ese extraño don de querer acaparar el rol de protagonista en el encuadre. No obstante, hago una toma de la escena. La bicicleta sigue dominado la acción a pesar de esa mirada directa del ciclista sobre mi cámara
Al llegar a casa no pierdo el tiempo y decido centrarme en la imagen realizada. Observo la composición con ojos críticos y la guardo para una segunda lectura. Acción esta, que repito en varias ocasiones desde el día que realicé la fotografía hasta la fecha de hoy, en que decido publicarla. 
La escena en si no tiene nada fuera de lo normal. Pero tiene algún que otro elemento interesante como es el cielo amenazador de tormenta (que la hubo) y esa profundidad que tiene la composición gracias a ese largo camino del sector denominado Los Laureles y que además me sirve para dar nombre a la imagen.
AL igual que la imagen de ayer, (clic aquí) una escena cotidiana sin más.

Clic aquí para ver la serie completa:
Copyright © By Jan Puerta 2013.
Texto y fotografías con copyride del autor.

janpuerta@gmail.com

16 comentarios:

  1. Pues creo que has hecho bien en decidirte a publicarla porque la fotografía se lo merece. Hay dos líneas que, desde la derecha, una, y desde la izquierda, otra, confluyen trazando unas suaves curvas y luego se prolongan, ya juntas, hasta perderse en la lejanía. El triángulo que forman es equilibrado y da marco al ciclista convirtiéndolo en protagonista, pero a la vez, de algún modo, hacen que la mirada siga una ruta a través de la fotografía para volver al ciclista. Personalmente es un trabajo que me gusta. Un abrazo,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un gran análisis de la imagen. Muy bien Miguel.
      Un abrazo

      Eliminar
  2. Si, me gusta y el cielo le da personalidad.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El cielo, amenazante y lleno de personalidad.
      Un abrazo

      Eliminar
  3. Pues tu dirás lo que quieras Jan pero me parece una toma redonda por las cuatro esquinas empezando por el coche y el ciclista que podríamos calificarlo como dos medios de transporte distintos, ese frondoso árbol que arropa a los dos elementos y el amenazante cielo que engrandece la imagen, en definitiva; que has echo bien en disparar tu cámara, un abrazo compi.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es una lectura también acertada amigo.
      Gracias por el análisis.
      Un abrazo

      Eliminar
  4. Genial la composición y un gran trabajo en la edición. Saludos.

    ResponderEliminar
  5. Molt bonica, el processat es molt bo I la composiciò tambè esta molt bè.

    Una abraçada

    ResponderEliminar
  6. La fondària de la carretera, el cel amenaçador i el vent que mou els arbres li donen un atractiu enorme a l'escena.
    Una abraçada

    ResponderEliminar
  7. Parece sacada de una película de cine negro.

    un abrazo

    fus

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Podría ser la portada, pero hay que escribir el resto de la historia.
      Un abrazo amigo

      Eliminar
  8. me gusta el contraste entre el ciclista y el coche. la vida lenta contra la rapida.
    un abrazo

    ResponderEliminar

Apreciados amigos…
La gestión del tiempo es uno de mis problemas. En la medida de lo posible, contestaré vuestros comentarios.
Un abrazo