Bienvenidos

Cada día del año se publica una nueva entrada en este espacio. ¡Gracias! por vuestra presencia!

jueves, 5 de noviembre de 2009

La cueva de Montesinos

Cap. 2.22
Si no quieres quedar atrapado por Don Quijote no hagas clic en este enlace:
“Le graduaron la discreción”

Cervantes en estos últimos capítulos, nos presenta a un Quijote como un personaje dotado de una gran sabiduría en sus palabras. A banda de su valor inusitado ante cualquier acto donde su propio código de honor le hiciese actuar, Sin medir las consecuencias. Aun poniendo en juego su vida. Sus palabras son reflexiones ante el asombro de los presentes a quienes encanta, hipnotizándolos hasta que estos se rinden a la evidencia de sus pensamientos.
En este capítulo, el mismo Sancho, que después de Cervantes es quien más conoce a su señor, asombrado queda de sus conocimientos al escuchar sus consejos para quienes quieran escoger a una buena esposa. Y si hubiera escuchado en su momento su consejo, otro gallo le hubiera cantado en su matrimonio. Esa definición sobre su esposa ante la pregunta de Don Quijote cundo le inquiere… ¿Tan mala es tu Teresa, Sancho?… “No es muy mala pero no es muy buena”. Sorprendentemente genial por lo leído hasta el momento.
También asistimos en este capítulo XXII al deseo de Don Quijote de visitar las cuevas de Montesinos para admirar las bellezas que de ella se cuentan. ¿Primer viaje de turismo?
El propio licenciado, le enviará a un primo suyo, quien además le enseñara las Lagunas de Riudera, famosas asimismo en toda la Mancha y aun en toda España. ¿Primer guía de turismo? ¿Primer paquete de turismo en un viaje organizado? ¡Increíble!
Quizás asistimos al primer acto lúdico de Don Quijote.
El primo, quien se presenta cono humanista resulta ser el precursor del surrealismo escrito y bien descrito cuando le explica con ciertos detalles el contenido de sus estudios.
En el capitulo XXIII deberemos de prestar buena atención a todo lo descrito por Don Quijote dentro de la misma cueva de Montesinos.


Pie de foto quijotesca:

Hace unos días me preguntabais sobre el cómo conseguía las fotos quijotescas. Tal como comenté, algunas son producto del afán que me mueve a buscar detalles donde aparezca un quijote, un Sancho, un rocinante o cualquier motivo alegórico de la obra de Cervantes. Mi mirada siempre busca y ahora hay una especie de resorte “quijotesco” que me hace estar más alerta que antes. Prueba de ello es la foto de la semana pasada, realizada hace unos años, no había reparado en el quijote que en ella figura.
La próxima semana caerá la imagen de la calle Cervantes de Valparaíso que también existe.
Este lunes entré en un supermercado a comprar entre otras cosas aceite de oliva. Y en el centro de los pasillos me encontré con un montón de sacos de harina apilados con el sorprendente rotulo y marca que podéis ver. Harina Don Quijote.
Espero poder pasar un día de estos por el molino que le da nombre a esta harina. A ver que sale de mí visita. El molino en concreto se encuentra en Curicó. La capital del Maule en la séptima región.
Estoy ahorrando para comprar un saco de estos.


Pie de foto Hemeroteca de la Vanguardia
correspondiente al día 26 de septiembre de 1961.

Don Luís María Zunzunegui hace donación de su colección de Quijotes a Madrid. En la noticia no hablan cual sería su destino. No sé si la donación fue a parar a la biblioteca nacional.
Otra de las colecciones que hace mención la noticia tengo entendido que está en la misma biblioteca nacional. Se trata de gran colección de Juan Sedó.
Acceso: http://www.bne.es/es/Colecciones/Cervantes/


Clic en las imágenes para verlas mejor
“Quijote”
Copyright© By Jan Puerta 2009
Texto y fotografías con copyright del autor

16 comentarios:

  1. Disculpad si habéis visto publicada la entrada y después ha desaparecido, pero por no se que causa, la fotografía de la hemeroteca de la Vanguardia al hacer un clic sobre ella no se agrandaba. Ahora si.
    Ay este blogger que tanto nos da y en ocasiones nos hace sufrir.

    ResponderEliminar
  2. Buen pan tiene que salir de esa harina. Como bien dices, las casualidades, en numerosas ocasiones. son la esencia de la fotografía.
    La vista certera y las ideas claras, hacel el resto


    Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Hola, como sabes mi ciudad es Alcázar de San Juan "corazón de la Mancha" y en donde algunos estudiosos ubican a Cervantes su lugar de nacimiento, incluso en la parroquia de Sta. Maria hay una partida de nacimiento. Es aqui en esta mi ciudad y en otras muchas cercanas donde encuentras infinidad de productos, empresas o cuialquier cosa a la que se le ponen nombres relacionados con el Quijote o su autor. Si quieres y con tiempo te puedo enviar alguna imagen, para lo cual necesitaría un correo eléctronico, el mio: fotocalata@hotmail.com

    saludos desde la Mancha

    ResponderEliminar
  4. Es alucinante como a cualquier sitio que te dirijas, querido Jan, encuentras algo referente a ¡nuestro Quijo! Ahora la harina... Demasié... Besotes, M.

    ResponderEliminar
  5. Ssi a mi me pareció un "tour-operador" el primo...que esra algo surrealista...buen comentario...
    A mi me encantan tus imágenes, pero más gracia me hace pensar lo que pensaría - valga la redundancia - la cajera al verte disparar la cámara a un montón de sacos...jaja.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  6. Amigo Jan, ¿y qué vas a hacer con un saco de arina? Mucho pan...

    ResponderEliminar
  7. Jo m'afexgeixo al comentari del teu amic Ramón Portillo. Que en faràs de tanta farina "El Qijote"?...i un altra curiositat: tan cara es aquesta farina a Xile, que tinguis que fer estalvis per comprar-ne un sac?. Pel demés m'estic aficionant a llegir el Quixot, gracies als teus dijous.

    ResponderEliminar
  8. En este episodio a DQ se le agranda el corazón, al ver reconocida su valentía en la enramada entre tanta gente armada; tanto que no pone reparos a bajar donde hace mucho que no ha puesto el pie ningún humano.

    No deja de ser oríginal la imagen de tres turistas recorriendo La Mancha en dos burros y un caballo que anda menos que una pollina en estado de buena esperanza.

    Más que el nombre del molinero, que también, me llama la atención el hecho de vender sacos de cuarenta Kg de harina en un supermercado. Señal de que se sigue haciendo pan en casa, curioso por lo que cambian las cosas de unos países a otros.

    Impresionante el coleccionismo que generan Cervantes y su Quijote.

    Debemos tener cuidado con el estreñimiento, causa de tantos males malos.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  9. Acabo de descubrir que los sacos de la derecha son de 50 y los de la izquierda de 40. Deberé de volver a investigar.

    ResponderEliminar
  10. De tu reflexión quiero resaltar el acierto al señalar el crecimiento del personaje y sus razonamientos. ¡Un saco de harina don Quijote! El pan saldrá literario, sin duda.
    Seguiré la pista a la donación.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  11. Estupenda reflexión. ¿Precursor del surealismo el primo? Peut etre.

    Me gusta mucho tu post. Un abrazo...!

    ResponderEliminar
  12. Me uno a los comentarios anteriores que son estupendos.
    Con razón el Quijote alcanzó FAMA UNIVERSAL.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  13. Una delicia mi recorrido quijotesco, me gusta detenerme aquí como cierre del Tour efectuado, con parada y fonda en tu casa , Jan, m'hi trobo bé...;-)

    Cada semana espero tu tríptico "Quijotero" y siempre, siempre lo logras...Completo!

    Molts petonets, Jan cap a la teva Primavera Austral..

    ResponderEliminar
  14. Buenas noches, Jan Puerta:
    - El Quijote, ¿nos contagiará a quienes lo leemos?.
    - No sabía el equivalente en pesos de un euro. He mirado y he visto que está a 778,82 ptas..
    - A ver, Jan, ¿puedes explicarme para qué quieres tú tanta harina?. ¿No sabes que se te acabaría estropeando, que necesita una conservación, que con la humedad se fermenta, que el calor tampoco es bueno...?.
    - De la página-revoltijo de La Vanguardia que pones, me ha sorprendido la Guía del Espectador de Madrid.
    Y me ha hecho mucha gracia el final del comentario de pancho. Lo de los males malos. ¿Sabrá él, acaso, de algún mal bueno?.

    Saludos. Gelu

    ResponderEliminar
  15. En 1992 visitamos la Cueva de Montesinos,el guía era destacable por su locuacidad e imaginación

    ResponderEliminar
  16. Buenísima la foto de los sacos.

    Y la hoja de la Vanguardia con el texto en amarillo (obvio) pero lo que no tiene precio....(a mi juicio) es la publicidad... "El estrenimiento es un peligro" compre las píldoras....x... que no porducen acostumbramiento etc, jajajajajaja!

    Besos

    ResponderEliminar

Apreciados amigos…
Desde ayer he incorporado las respuestas a vuestros comentarios.
Un abrazo