Bienvenidos

Cada día del año se publica una nueva entrada en este espacio. ¡Gracias! por vuestra presencia!

sábado, 6 de diciembre de 2008

Paredes de infancia

Paredes de infancia


Hay imágenes que por su simplicidad pueden parecer todo aquello que no son. Las paredes suelen estar llenas de detalles. Algunas de ellos pueden llenar nuestras expectativas artísticas. Tienen una gama cromática difícil de conseguir en otras partes. Además, algún pequeño detalle ornamental rompe lo establecido, haciéndonos entrar en un universo tan aparte, como distante de lo cotidiano.
Mirando este fragmento de pared, pensé que cuando era pequeño, mi maestro me castigo en repetidas ocasiones cara a la pared. Mis Padres nunca entendieron el porque de tanto castigo. Hoy en día, he entendido el porque seguía haciendo pequeñas gamberradas en mi aula. Mi propósito era que me llegase la consabida frase…
“Jan, cara a la pared. Hoy también te quedas sin patio”.
Mis compañeros habían perdido a un buen delantero de futbol, pero la pared había ganado a un observador de detalles. Inútiles, supongo. Pero son los míos. Y ya se sabe, lo de uno suele ser lo mejor.

“Microrrelato”
Copyright © By Jan Puerta 2008
Texto y fotografías con copyride del autor.
janpuerta@gmail.com

43 comentarios:

  1. Querido Jan.

    Llego hasta tus fotos y tus letras de la mano de un comentario en el blog de Moises ( el fotero).

    Ni que decir tiene que mi alegría es infinita de poder volver a leerte y comentarte con plena libertad.

    Si no te molesta, enlazaré tu blog para poder seguirte de cerca.

    Es verdad que hay pedazos blancos llenos de matices que solo somos capaces de verlos cuando nos quitan el arcoiris.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  2. Me encanta cómo sacas una historia de donde aparentemente no la hay... me das mucha envidia (de la sana). Fantástica esta entrada, igual que la anterior que no me dió tiempo a comentarte.... vas muy rápido, pero no importa porque nos alegras un poco cada día.

    Un saludo

    ResponderEliminar
  3. Hay de todo en las paredes :) Al leer el título pensé en las pintadas de preescolar, esas maravillas de arte abstracto que todos sabemos hacer antes de los 4 ó 5 años jajaja

    Y luego me acordé de ese patio de colegio en el que todas las paredes estaban llenas de barro a cierta altura de una mala pero frecuente costumbre, al menos en mi época, de ponerse recostado sobre la pared con la suela de un zapato sobre ella... no fuese que nos cayeramos solo estando recostados jajaja

    Que divertido es venir a mirar y leer aquí :) Un saludos Jan!

    ResponderEliminar
  4. había rincones en mi colegio en que me conocía todos los detalles. eran los rincones donde me castigaban de cara a la pared...

    ResponderEliminar
  5. Pues yo era de las tuyas y ¿sabes? lo que casi siempre encontraba en las paredes (y aún me sigue pasando en paredes y cortinas) eran rostros. Algunos verdaderamente fantasmagóricos, pero me encanta buscarlos.

    ResponderEliminar
  6. Apreciada Dolors…
    Menuda sorpresa. Y eso que me encontraba mirando a la pared.
    Siempre he pensado que Moisés es una gran persona. Sin saberlo, ha entrelazado nuestros blogs existenciales de nuevo.
    Un fuerte abrazo

    ResponderEliminar
  7. Apreciado Jose M. Galindo…
    En todas partes cuecen habas. Cuando escuche ese refrán por primera vez, pensaba como tu. Pero a fuerza de escribir a diario y fotografiar cada día, he llegado a la conclusión que nuestra existencia ya es de por si una novela llena de aventuras. Solo depende de nosotros mismos el querer participar de ella!
    En una entrada anterior explicaba en clave de relato el tema de la disciplina como base de aquello que uno quiere conseguir. Creo que es lo único que tenemos para poder llegar a una meta si es que existe alguna en nuestro propósito.
    Un fuerte abrazo amigo

    ResponderEliminar
  8. Akiar…
    Las paredes de toda una vida. Así titulé una exposición en su día.
    Esa pose de la que hablas, hoy en día sigue siendo una de las posturas mas contestatarias que hay en la actualidad.
    Gracias por la visita, las palabras y la ilusión que le pones a cada comentario.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  9. Moderato…
    Tiempos aquellos!
    No se que pasaría si hoy se castigase a un niño cara a la pared. Un trauma seguro! Con lo divertido que era usar la imaginación para hacer del castigo un ejercicio de estimulo personal.
    Un fuerte abrazo

    ResponderEliminar
  10. María José…
    Alguien me comento que las nubes y las paredes están llenas de figuras. Las nubes cambiar sus formas y las paredes también dependiendo de la luz que las acaricie.
    Un fuerte abrazo

    ResponderEliminar
  11. Muy buena composición que demuestra que en lo mas insignificante podemos ver una obra de arte y que los matices mas sutiles son los que marcan la diferencia entre la ispiración y la zozobra.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  12. Las paredes estan llenas de historias y recuerdos. Este relato deja en claro que hay que apreciar y contemplar lo que tenemos frente a los ojos, que en esas pequeñas cosas se encuentra el verdadero saber y entender.

    "Bello era el mundo cuándo se le miraba así, sin buscar nada, tan sencilla e infantilmente" (Hermann Hesse - Siddharta)

    Un abrazo gigante!
    Ariel.

    ResponderEliminar
  13. Los detalles dan color y sabor a la vida.
    Tener sensibilidad para reconocerlos es una virtud, llenarlos de imaginación, un arte.

    Un saludo desde el sur.

    Antón.

    ResponderEliminar
  14. Abe...
    Siempre he defendido como concepto artístico la sencillez de las formas. En ocasiones la envergadura de una obra supera cualquier posibilidad de comprensión de la misma.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  15. Ariel…
    Sabias palabras de Hesse para definirnos lo sencillo que es todo cuando le quitamos lo superfluo. La vida es simple. Sencilla. Increíblemente nutritiva para el alma.
    Un amigo de correrías creativas, me dijo en cierta salida que hicimos…
    “Un poco de pan con queso y un buen tinto. Bajo este frondoso olivo, se aprecia la vida en su justa medida. El resto, no me interesa”.
    Un fuerte abrazo amigo.

    ResponderEliminar
  16. Anton…
    Desde el sur, pero al otro lado de la cordillera, intento llenar de imaginación mis días. Es una necesidad. Por eso los detalles son tan importantes para mí.
    Un abrazo amigo

    ResponderEliminar
  17. ...No puedo decir que me sorprendes, porque ya se como te las gastas en este asunto de escribir...
    que gusto visitarte...

    Dime cual es el link de este blog para subirte a mis blogs preferidos...
    Un saludo amigo

    Armida

    ResponderEliminar
  18. dice una amiga mía que "no hay mal que por bien no venga"...
    no todo el mundo es capaz de ver cosas bellas donde la mayoría de la gente no ve más que cosas "feas".
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  19. Hola Jan, soy celia veras que mi nick en blogspot es mari, una larga historia, te he tenido un poco abandonado pero entre que he vuelto al trabajo, que eso me genera cierto grado de actividad mayor que no me permite pasearme tanto por vuestros blogs y que tengo la moral un tanto baja, ya sabes stress, me esta costando mucho ponerme al día con todos, tengo un blog aquí que iré actualizando con mis nuevos post de la comunidad, de momento me resisto a abandonarla aunque ya no es lo mismo habeís sido muchos los que os habeís ido pero allí está mi blog más completo y le tengo un cariño especial, espero ir sacando tiempo para ponerme al día.
    Por cierto la foto me ha recordado una que sacaron mis chicos de h2ovisualstudio para una boda, por aquí en Cesantes hay una casita que se parece mucho a la imagen de la foto, a ellos les gustó mucho y la verdad es que a mi también, es cierto que a veces si nos paramos en los detalles observamos mucho más de lo que vemos. Bicos.

    ResponderEliminar
  20. En las paredes se contienen todos los mapas, todas las palabras dichas, las miradas. El tiempo en todas sus dimensiones.
    No paro de mirarlas, a ver si en alguna encuentro el mapa que me indique la verdadera salida.
    La foto es magnífica.

    ResponderEliminar
  21. Preciosa, a mi no me castigaban tan a menudo como ati, pero tambien siempre me fijo en las paredes, me encantana las texturas y todo lo que nos dicen

    ResponderEliminar
  22. Armida…
    Enviado. Seguimos en contacto.
    Una abrazo

    ResponderEliminar
  23. Volvoreta…
    A pesar de que siempre se pueda ver todo, creo que lo mas importante es siempre la búsqueda. Ahí radica el éxito de lo que posteriormente vas a lograr.
    Una abrazo

    ResponderEliminar
  24. Un pequeño detalle una gran historia.Como siempre, bonito.
    Salu2

    ResponderEliminar
  25. El buen observador capta la esencia, el buen fotógrafo la reinterpreta y la transmite.

    un abrazo

    ResponderEliminar
  26. Apreciada Celia…
    Mucho tiempo. Pero como suele decirse, el tiempo siempre es relativo. El trabajo es lo marca nuestras vidas, nuestras ausencias… nuestro stress particular. Cuídate mucho. Eso es lo primero que debes de hacer.
    En cuanto a los blog, siempre hay que hacer lo que mas convenga. Suelo respetar las decisiones de las demás personas. Lo que hagas, so lo haces analizando la situación y sacando conclusiones, bien realizado estará.
    Agradezco tu visita y espero que nos sigamos contando cosas.
    Un fuerte abrazo extensivo a todos los que te rodean.

    ResponderEliminar
  27. Apreciado Pedro…
    Quizás solo haya entrada y la salida la tengamos que hacer los que osamos adentrarnos en sus fauces. Aunque no se si nos lo van a permitir.
    Gracias.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  28. Odel…
    Es que de pequeño era un poquito tremendo y gamberrote. Tanto mirar a la pared, que ahora nunca se lo que tengo a la espalda.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  29. Gracias Gelichu…
    Me alegra que te guste.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  30. De cenizas…
    Esperemos poder seguir jugando con los dos conceptos. A ver que tal sale todo.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  31. Sabias palabras las de tu amigo. Son algo realmente bellos y armoniosos esos momentos. Un abrazo grande!

    Ariel.

    ResponderEliminar
  32. ¿Sabes? de pequeño me encantaba, me encanta, buscar caras y dibujos en el suelo de casa de mis padres iba uniendo las manchas y después me inventaba historias.

    Precioso detalla.

    Un saludo

    ResponderEliminar
  33. tienes razón de todo se aprende..y esa pared te haría cada día acumular un castigo y cada vez que la miraras te recordaría cada uno de los motivos por los que te ponía cara a ella.. cada castigo una marca en la pared..Una pena eso sí qeu en el patio se perdieran a un gran delantero como tu.. besos

    ResponderEliminar
  34. Hola, Jan. Una preciosa imagen con un bonito colorido. Una obra de arte cotidiana. En mi cole no habia muchas paredes libres, por eso el castigo era tirarnos de las orejas. Igual por eso tengo un oido tan fino. Un abrazo y sigue mirando asi.

    ResponderEliminar
  35. Hola Jan, llegué aquí gracias a la bonita visita que hiciste a mi blog.
    Tus fotos me parecen fabulosas, realmente tenés una sensibilidad especial y combinás palabras e imágenes muy bien.
    Te pongo en mis enlaces para estar pendiente de tus actualizaciones.
    Nos seguimos leyendo. Te dejo un beso grande.:-)

    ResponderEliminar
  36. Siempre es un placer dar una vuelta por tu blog. A esa pared le has sacado jugo y tu relato...una delicia.Gracias.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  37. Eso sin contar ese juego que tienen con las sombras!!!

    :-)

    ResponderEliminar
  38. Es grande ser observador de detalles. Porque a la mayoría se les escapan ... y el mundo está lleno de ellos.

    ResponderEliminar
  39. Esa pared llora tus lágrimas oxidadas.

    ResponderEliminar
  40. Es curiosa las veces que yo estuve castigada mirando la pared tras la puerta de la cocina siendo pequeña.. Creo que recorri cada poro de la pintura con los ojos...
    Otros tiempos,.. otras miradas..

    ResponderEliminar
  41. Los detalles insignificantes no lo son tanto para nosotros, es más se recubren de una aureola misteriosa que los hace muy atractivos y útiles. Simplemente saber mirar. Últimamente me dedico mucho al detalle de las pareces, sobre todo lo que ha dejado el azar y el paso del tiempo.
    Saludos.

    ResponderEliminar

Apreciados amigos…
La gestión del tiempo es uno de mis problemas. En la medida de lo posible, contestaré vuestros comentarios.
Un abrazo